Sábado de esquí en los Pirineos

Esquiar en la Masella

Después de las gélidas temperaturas de la semana pasada ¿Adivináis donde anduve? pues aprovechando el metro de nieve virgen que había en la montaña :D y ¿Qué mejor que combatir el frío esquiando? Así pues el sábado a las 7 de la mañana ya estábamos en el coche rumbo a la Cerdanya para ir a esquiar. Madrugar tanto me cuesta un poco, aunque si tienes la suerte que no conduces tu el coche, puedes acabar haciendo unas cabezaditas en el coche :D . El pero momento sin duda es subir los skis al porta esquis, menos mal que para eso tenemos unos chicos estupendos de acompañamiento :P  A las 8’30 ya estábamos pasando el Túnel del Cadí, aprovechamos para desayunar en el área de servicio a la salida del Túnel, La Pausa creo, un café caliente y unas chocolatinas para la mañana. También aprovechamos para comprar los Forfaits allí y ahorrarnos las colas de pie de pistas.

Dudábamos entre La Molina que son las más cercanas o La Masella que aunque das un poco más de vuelta tiene las mejores pistas de esa montaña. Para aprendices sin duda ir a La Molina, la pista larga es perfecta para aprender y además tiene sol y la temperatura suele ser más suave. El caso de La Masella es más frío pero tiene más variedad de pistas.  Desde hace unos años puedes comprar un forfet combinado, un poco más caro, y esquiar en ambas estaciones. Ahora bien, según tengo entendido para cruzar de una estación a la otra necesitas tener un cierto nivel porque las pistas de conexión son rojas. Os podéis descargar el mapa.

Después de unas horitas a bajo cero por La Masella todos estábamos de lo más puestos en disfrutar de nuestros descensos, el problema es como siempre el cansancio… al menos el mio ejjeje no aguanto estar muchas horas sin parar. El problema es que todavía no domino la técnica y como sufro un poco, las piernas acaban doliéndome un montón.  Ahora bien, el mejor momento es sin duda el momento de parar a comer los bocadillos y pedirse unas patatas fritas y un chocolate caliente en la cafetería. Ese momento es el mejor sin ninguna duda.

Hacia las 4 o así decidimos volver a Barcelona para evitar caravanas. El tema de volver a casa conduciendo 2 horas despues de una largo día es peliagudo. Quiero decir que es muy cansado y puede ser hasta peligroso, por eso lo mejor es que conduzca el menos cansado y al que menos le tiemblen las piernas ;) .

El mejor momento tras un dia así es sentarse en el sofá de casa tras una ducha y descansar mientras tienes la cara ardiendo. Esa sensación es la mejor del día. La verdad es que si me pongo a pensar en frío sobre lo absurdo que es sufrir así por algo que realmente no me apasiona es una tontería, no obstante el estar entre montañas y bosques y deslizarse entre ellos esquiando no tiene precio.

One thought on “Sábado de esquí en los Pirineos

  1. Jejeje me he sentido identificada con la última frase de subrir por algo que no te apasiona mucho, pero esque esas vistas, los bosques y el silencio de algunos lugares no tiene precio!

    Un saludo,
    Mar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>